Inicio Noticias Economia
Economia

Modelo de negocio global de Huawei basado en sobornos

febrero 12, 2019
1
voa

WASHINGTON.- En Argelia, se le prohibió ofertar por contratos públicos después de que uno de sus ejecutivos fue declarado culpable de soborno.

En Zambia, se investigó sobre acusaciones de sobornos relacionados con un contrato multimillonario para construir torres de telefonía celular en áreas rurales.

En las Islas Salomón, fue acusado de ofrecer millones de dólares al partido gobernante a cambio de un contrato de cable submarino de fibra óptica.

En los tres casos, y media docena más en los últimos años, el presunto autor fue Huawei Technologies, el gigante chino de las telecomunicaciones que se enfrenta al escrutinio de las naciones occidentales sobre las denuncias de robo de propiedad intelectual y espionaje.

Al decir que representa una amenaza para la seguridad nacional, Estados Unidos, Australia y Nueva Zelanda han prohibido a la empresa construir nuevas redes de telecomunicaciones 5G de vanguardia. Otros países occidentales están debatiendo sobre una prohibición similar.

Las preocupaciones de seguridad sobre Huawei y otros proveedores chinos de equipos de telecomunicaciones aumentan luego de que fiscales de EE.UU. acusaron el mes pasado a la compañía fundada por un ex oficial del Ejército Popular de Liberación, por violar las sanciones de EE.UU. a Irán, robar secretos comerciales de T-Mobile y alentar a sus empleados a robar propiedad intelectual.

El enfoque en las preocupaciones de seguridad nacional sobre Huawei ha eclipsado un aspecto poco informado de las operaciones de la compañía: la participación de Huawei en negocios corruptos.

La compañía negó las acusaciones de corrupción y dijo que tiene fuertes salvaguardas contra el injerto corporativo.

En un comunicado en su sitio web, Huawei dice que tiene una política de "tolerancia cero" en relación con el injerto.

"Huawei cree que la corrupción daña gravemente la competencia justa del mercado y es una amenaza para el desarrollo de nuestra sociedad, economía y empresas", señala el comunicado.

Pero los expertos que han estudiado las prácticas comerciales de Huawei dicen que las declaraciones de la compañía se contradicen con su conducta.

"Desafortunadamente, la realidad de las actividades de Huawei en el continente (africano) es que tienen un historial comprobado de participación en corrupción y otros tratos comerciales dudosos", indicó Joshua Meservey, experto en África de la Fundación Heritage, y autor de un reciente informe sobre la corrupción corporativa china.

Con operaciones comerciales en más de 170 países e ingresos anuales de 108 mil millones de dólares, Huawei es el mayor proveedor mundial de equipos de telecomunicaciones. El año pasado, la compañía multinacional venció a Apple, convirtiéndose en el segundo fabricante más grande de teléfonos inteligentes y tabletas del mundo.

En diciembre, la jefa de finanzas de Huawei, Meng Wanzhou, fue arrestada por las autoridades canadienses y está detenida con posible extradición a los Estados Unidos por violación de las sanciones de EE.UU. a Irán.

Huawei ha rechazado los cargos. En una reciente carta al Parlamento del Reino Unido hecha pública la semana pasada, Huawei refutó las acusaciones de espionaje y dijo que si la compañía se involucraba "en un comportamiento malicioso, no pasaría desapercibida, y ciertamente destruiría nuestro negocio".

En los países en desarrollo de Asia y África, las prácticas comerciales corruptas de la compañía son motivo de gran preocupación entre los funcionarios de la industria y los activistas de la sociedad civil.

En los últimos 12 años, Huawei y su rival chino más pequeño, ZTE, han sido "investigados o declarados culpables de corrupción" en hasta 21 países, según Andy Keizer, un ex miembro del personal del Comité de Inteligencia de la Cámara.

Estos incluyen una docena de países africanos como Argelia y Ghana, así como las Filipinas, Malasia, Noruega, Papúa Nueva Guinea, Mongolia, las Islas Salomón y la propia China, según Keizer.

"ZTE y Huawei han desarrollado dudosas reputaciones en todo el mundo", declaró Keizer ante el Congreso en junio pasado.

El costo de transacción de los negocios corruptos de Huawei es de miles de millones. RWR Advisory Group, una firma de consultoría que realiza un seguimiento de las inversiones chinas en todo el mundo, estima que Huawei ha realizado acuerdos comerciales por un valor de más de 5 mil millones de dólares que involucran acusaciones de soborno y corrupción.

Los cargos contra Huawei van desde el soborno absoluto hasta la realización de donaciones ilegales a partidos políticos a cambio de contratos y otras ventajas comerciales.

El caso argelino involucró un esquema elaborado en el que los ejecutivos de Huawei y ZTE supuestamente pagaron 10 millones de dólares en sobornos a un ex ejecutivo de telecomunicaciones estatal y un hombre de negocios a cambio de contratos ganadores.

En 2012, un tribunal argelino condenó al ex ejecutivo y otro empresario por recibir sobornos. Los dos argelinos fueron sentenciados a 18 años de prisión.

Tres ejecutivos de las empresas chinas también fueron juzgados en ausencia y sentenciados a 10 años de prisión por su papel en el plan.

El gobierno multó a Huawei y ZTE y les prohibió licitar contratos públicos durante dos años.

En Ghana, Huawei ha confrontado acusaciones de financiar ilegalmente al partido gobernante, un cargo que Huawei y otras compañías chinas han enfrentado en otros países.

En 2012, un grupo de oposición reveló lo que afirmaba era evidencia de que Huawei había hecho contribuciones ilegales de campaña al Congreso Nacional Demócrata a cambio de una exención de impuestos de 43 millones de dólares.

La Alianza para la Gobernabilidad Responsable (AFAG), produjo facturas y otros documentos que muestran que la empresa china de telecomunicaciones había pagado millones de dólares en parafernalia de campaña para la campaña electoral de 2012 del partido gobernante.

A cambio, según el grupo, el gobierno adjudicó "uno de los contratos más jugosos que se repartirá por el gobierno": un contrato de 150 millones de dólares para construir una plataforma de gobierno electrónico.

Huawei y el gobierno negaron los cargos.

En las Islas Salomón, Huawei ha enfrentado acusaciones similares. En 2017, un comité parlamentario acusó al gobierno de otorgarle a Huawei un contrato para construir un enlace de fibra óptica submarina a Australia, después de que Huawei ofreciera una donación de campaña de 5.25 millones de dólares al partido gobernante.

"El comité es de la opinión de que esta es la razón principal por la que el gobierno pasa por alto los requisitos de adquisiciones a favor de la compañía Huawei", dijo un informe parlamentario.

Huawei desestimó las acusaciones.

“Como entidad comercial global, Huawei no se involucra en la política. Huawei prohíbe a todas sus subsidiarias globales realizar cualquier tipo de donación política, incluso en lugares donde esta práctica es legal", indicó la compañía en un comunicado.

Las acusaciones de soborno también han plagado los proyectos de Huawei en Sudáfrica, Nigeria y Pakistán. Pero la compañía parece haber superado las acusaciones, posicionándose como un jugador importante en la construcción de redes 5G en todo el mundo.

Hasta febrero pasado, Huawei había firmado 25 memorandos de entendimiento con operadores de telecomunicaciones de todo el mundo para probar equipos 5G, según una encuesta de Reuters entre anuncios públicos.

En los últimos años, Huawei también se encontró en el extremo receptor de la represión del gobierno chino contra la corrupción interna. En 2017, el jefe del grupo empresarial de consumidores de Huawei para China fue detenido bajo sospecha de recibir sobornos.

Para erradicar la corrupción entre sus empleados, Huawei dice que ha implementado políticas que incluyen exigir a los ejecutivos que presten un juramento de lealtad. Pero las garantías son "de valor limitado si los incentivos materiales para los empleados no reflejan esas prioridades", destacó Alexandra Wrage, presidenta de la organización empresarial contra el soborno TRACE International.

"Este peligro se puede agravar cuando una empresa mantiene el respaldo político y financiero del gobierno, lo que a menudo se considera que fomenta una mayor tolerancia al riesgo en la búsqueda de crecimiento", dijo Wrage.

106.5 FM

Somos una emisora especializada en programas interactivos, nuestra parrilla programática se caracteriza por la variedad, con los programas de mayor audiencia.

Frecuencias

Puedes escucharnos en todo el país.

  • 106.5 FM Higuey y Santo Domingo
  • 92.1 FM Cibao
  • 106.7 FM Barahona y Sur
  • 94.7 FM Este y 88.5 FM Samana
Comunicate

Llama a cabina desde cualquier parte de República Dominicana y el Mundo.

© Copyright Zol 106.5FM 2018. Todos los derechos reservados.